imagotipo

Diálogo Universitario

  • Dr. Manuel Basaldúa Hernández

La gran apuesta del Gobierno de Francisco Domínguez considera contribuir a la mejora del servicio de transporte público en la capital del Estado de Querétaro. Hay cierto escepticismo en que se pueda lograr un buen servicio de movilidad en varias de las esferas de esta nueva propuesta.

Los diversos y múltiples intentos por establecer un buen servicio de transporte se  han equivocado porque no se ha logrado plantear ni establecer un proyecto sólido, a gran escala y de largo plazo. Siempre han sido intentos fallidos por cuestiones políticas, falta de arraigo y servicio de los concesionarios, planteamientos serios de los gobiernos en turno y de una adecuada atención al usuario.

A un mes de que arranque el nuevo servicio que se ha prometido no queda claro si será una red o un sistema de transporte. Algunos conductores actuales han señalado que se puede caer en otro fracaso al ser una cuestión meramente estética del servicio. Ya que solamente las vías que cruzaran el centro histórico son las que se han modernizado, y que las extensiones hacia las colonias de la periferia seguirán con parte de las unidades actuales y sin contar con los paraderos modernizados.

Las experiencias en las ciudades medias de otros países han puesto de manifiesto que la gestión y la planificación de este tipo de transporte urbano esta constituido por elementos que influyen en el buen desarrollo del servicio colectivo. Es decir, los usuarios y la ciudadanía ya tiene claro cómo serán las instalaciones viales, las características técnicas, el marco legal, y las reglas para la regulación del servicio. Como se responderán a los ajustes y a las nuevas necesidades de acuerdo al crecimiento de la mancha urbana que demandara la extensión del servicio.

Si hablamos de una red se consideran en tres grandes rubros: Los vehículos, la infraestructura y las rutas que se establecerán. Al menos ya conocemos el tipo de unidades que se han adquirido, que son de origen, diseño y manufactura de China. La infraestructura, al menos lo que visualmente podemos corroborar que existe en dos grandes avenidas. Aunque no se conocen bien las condiciones para su mantenimiento y supervisión. Y por último, la malla o el entramado de las rutas para su servicio. Si es un sistema, este tiene más puntos a considerar: Vehículos, derechos de vía, paradas o estaciones, y terminales, así como puntos de supervisión. Talleres, Patios de servicio y lugares de custodia de las unidades. Servicio de control y comunicación. Subsistema de abastecimiento de combustible, y por ultimo las rutas y su designación de lugares de partida y destino.

Pero hay otro punto que no se ha considerado adecuadamente. Que es el factor humano del servicio. Los conductores serán la parte nodal de este nuevo servicio. Se estará reclutando al personal casi en la víspera. Sabemos que hay muchos trabajadores de reciente vecindad en la ciudad y no tienen la mística del servicio y del arraigo. Pero sobre todo no se ha especificado cómo será la atención a estos trabajadores del volante. El sistema o la red deben señalar esos puntos. Sabemos que trabajadores bajo stress, con poca estimulación económica o de identificación de la empresa, y condiciones laborales poco adecuadas dan como resultado un mal servicio y deterioro de la infraestructura del servicio de transporte. Esperemos que esto no suceda.

@manuelbasaldua