imagotipo

Expediente Q – Arcaicos

  • Adán Olvera

Todo empezó el domingo por la noche cuando  los grupos de whatsapp de los teléfonos móviles de cientos de ciudadanos, comenzaron a ser saturados por un mensaje de dos notas de voz, de un presunto taxista que invitaba a sus supuestos compañeros a unirse para bloquear la ciudad.

Con un lenguaje digno de las cloacas citadinas el “taxista” decía: “Les paso la informativa y vamos estar pasando los cometarios en todos los grupos, a las 10 de la mañana nos vamos a comenzar a juntar y nos vamos repartir el cierre principal va a ser Constituyentes y Corregidora, el segundo es la México Querétaro, ambos lados, el tercer cierre es la carretera a Celaya, ahí en el Pueblito; la otra la carretera a San Luis Potosí; prevéngase chavos porque ese día no van a trabajar”.

Los audios lograron inquietar a muchos ciudadanos que ya se veían atrapados hoy en las calles de la ciudad por cortesía de los taxistas (amarillos) ofendidos por la operación de servicios de transporte privado como lo son UBER y Cabify; el emisor del mensaje en tono amenazante arengaba a sus supuestos compañeros a no poner pretexto para no asistir al bloqueo, el que no lo hiciera saldría perjudicado; buscaban la respuesta inmediata del gobernador.

El fenómeno de las redes sociales y de la comunicación a través de mensajes instantáneos, logró su objetivo y la autoridad actuó con una rapidez inusitada y es que la fiscalía abrió una carpeta de investigación en contra de Jonathan Ruiz, presunto responsable de incitar al cierre de calles y le cayó la justicia de la manera más rápida y expedita que recuerde en la historia moderna de Querétaro.

Para ir acorde a la “amenaza” de los presuntos taxistas, ayer también se propagó por redes sociales y por grupos de Whatsapp una nota de voz, donde “El Jonathan” pide perdón por su osadía y promete ponerse a trabajar y pasar el mensaje a sus compañeros.

Lo cierto es que el sistema arcaico de servicio de taxi en Querétaro, no debe y no puede continuar así, no es posible que el sistema de pago sea al criterio del chofer y no apoyados por la tecnología, no puede ser que sus unidades sean viejas y apestosas a vainilla por ejemplo; la competencia hoy es una realidad en todos los ámbitos de la vida; ya  veremos  algún despistado que  pretenda bloquear alguna calle,  después de que “El Jonathan” fue tan convincente en sus argumentos para desistirse de sus instintos porriles.

De Rebote

Feministas y extrabajadoras de la Defensoría de los Derechos Humanos en Querétaro, ya convencieron a los legisladores de que se tome en cuenta los presuntos despidos de mujeres embarazadas en esa dependencia que el año que entra tendrá relevo o ratificación de su presidente.

adanolverar@yahoo.com.mx

@aolverar