imagotipo

Expediente Q — Hartos

  • Adán Olvera

San Juan del Río, el que fuera el segundo municipio en importancia de Querétaro, de manera vertiginosa pierde la confianza de los ciudadanos y la confianza de los inversionistas; El Marqués y Corregidora se consolidan y toman las oportunidades que en San Juan se pierden por la mala administración de Guillermo Vega y por sus desplantes infantiles y mentirosos.

Los ciudadanos en San Juan del Río, ven cómo cada día la calidad de vida disminuye cómo la percepción de inseguridad se apodera del ambiente popular y cómo incluso tienen que tomar medidas que ponen en riesgo más su integridad para protegerse ante la ineficacia de las políticas públicas de la administración municipal.

Ayer nuevamente, en pleno centro de San Juan del Río, sobre Av. Benito Juárez, un grupo de ciudadanos trató de detener a un maleante que había presuntamente robado un negocio de telefonía móvil, ubicado en la calle Vicente Guerrero.

La víctima y encargada del lugar fue amagada por el sujeto, ante los gritos de auxilio se   generó alerta entre los vecinos y el presunto responsable salió huyendo del lugar sin llevarse nada.

El hombre siempre amenazó con accionar un arma de fuego e intentó huir a bordo de un vehículo de alquiler, la ciudadana ante la impotencia y hartazgo por la inseguridad, se interpuso en su camino para evitar que escapara y entre varios ciudadanos intentaron desarmarlo.

El arma resultó ser de aire y quedó dentro del taxi, sin embargo, también fue encontrado un cuchillo.

El sujeto iba acompañado de dos cómplices más que corrieron con rumbo desconocido y no fueron capturados por los ciudadanos, que arriesgando sus vidas intervinieron para detener al ratero; la policía llegó al lugar más de 15 minutos después y solamente le tocó trasladar al presunto ante la fiscalía ya que los ciudadanos lo había sometido.

No es la primera vez que los ciudadanos tienen que hacer el trabajo de la autoridad, que es garantizar la seguridad de los habitantes, no es la primera vez que en pleno centro de San Juan del Río, los hechos delictivos ponen a la población en situaciones de riesgo.

En San Juan hay deterioro en la calidad de vida y que le pregunten a los habitantes si piensan lo contrario.

DE REBOTE

Muy endebles y carentes de fundamentos los cuestionamientos al secretario de Desarrollo Social, Agustín Dorantes, acerca de que personal de la secretaría a su cargo estuvo inmiscuido en la elección de rector de la UAQ.

contacto@adanolvera.com

@aolverar