imagotipo

Expediente Q – Hasta no ver…

  • Adán Olvera

Se acerca el fin de año y con él vienen las gratificaciones anuales de las que solamente la alta burocracia tiene el derecho y la facultad de otorgarse cuando a sus intereses así convenga.

En Querétaro es difícil saber con exactitud cuánto se embolsa un diputado por emolumentos y es que nos aseguran que solamente son cerca de 48 mil pesos,  los que ganan mensualmente pero nunca nos dirán con la verdad por delante, a cuánto ascienden las prerrogativas y los extras por presidir una comisión; el mito urbano asegura que un legislador  de Querétaro, se lleva al mes poco más de 250 mil pesos al mes.

Los diputados nos quieren bajar los nervios y la envidia a los mortales,  al decirnos que este año no tendrán bono especial de fin de año y que solamente se otorgarán lo que marca la ley, así lo aseguraron hace un par de días los diputados Gerardo Ángeles Herrera y Eric Salas González.

A diferencia de sus homólogos a nivel federal, los diputados queretanos no tienen recursos excedentes y no hay “guardaditos” que vayan a repartirse a finales de año por concepto de “Bono Navideño” hay que estar pendientes de lo que suceda con el anuncio que hacen porque normalmente nos cambian la jugada.

Recibirán lo que marca la ley de trabajadores del estado, que son sus 70 días de aguinaldo y su prima vacacional; aclarando que ninguno de los legisladores cumple con las obligaciones de un trabajador;  por ejemplo en temas de  horario y productividad a nadie le tienen que rendir cuentas, en ocasiones se mandan solos ya que cuando reciben instrucciones para votar  son mansos como corderos.

Hasta no ver sabremos qué secretos se guardan en la junta de coordinación política de la Legislatura del Estado.

DE REBOTE

Tregua para cumplir la ley al 100 por ciento piden comerciantes a la autoridad municipal, que está empeñada en hacer cumplir los ordenamientos legales ¿La CANACO incluso está abogando por el polémico caso de Central Park?.

adanolverar@yahoo.com.mx

@aolverar