imagotipo

La FED sube tasas por primera vez en la era Trump

  • Rodrigo Chávez Fierro

@chavezfierro

Venía siendo habitual desde 2015 cuando comenzaba la posibilidad de las subidas de tasas de interés por parte de la Reserva Federal en Estados Unidos que el peso mexicano padeciera los rumores, noticias y comentarios de los integrantes de la FED con depreciaciones frente al dólar.

En esta ocasión y ante las declaraciones de la presidenta de la Reserva Federal, Janet Yellen; la moneda nacional pudo sobreponerse en el corto plazo a una subida de tasas por parte del Banco central estadounidense. Yellen había afirmado desde el 03 de marzo que con toda probabilidad elevaría las tasas de interés este mes, cuestión que fue confirmada; por lo que el mercado ya daba por descontado el movimiento en la política monetaria de nuestro vecino del norte.

El Comité de Mercado Abierto de la Fed (FOMC) acordó subir el precio del dinero en 25 puntos base hasta el 0.75% y 1%. Se trata de la primera alza de las tres que se tiene previstas para este año y la primera desde la llegada de Donald Trump a la Casa Blanca.

La FED no movía sus tasas desde diciembre de 2016 ya con la victoria de Trump confirmada. Pero tras el dato del empleo que se conoció en febrero en Estados Unidos donde se crearon 235,000 puestos de trabajo por encima de lo previsto vino a reducir la tasa de desempleo a 4.7%, hizo casi inevitable una subida en las tasas. La inflación cerró el segundo mes del año en una tasa interanual de 2.7% motivados por los precios de la energía.

La Reserva Federal mantiene su meta de realizar dos movimientos más a lo largo del año con lo que se estima cerrar 2017 con tasas entre el 1.25% y 1.5%. Para 2018 se esperan tres nuevos incrementos para colocar los niveles en 2.25% y retrasando hasta 2019 el objetivo del 3%.

Las subidas para 2017 se estiman pueden realizarse en las reuniones del FOMC de junio y septiembre. El propio Comité señaló que “a la hora de determinar el calendario y tamaño de los futuros ajustes, el comité evaluará las condiciones económicas prestando una atención especial al mercado de trabajo, los indicadores de las presiones inflacionistas y las expectativas de inflación y las lecturas sobre la evolución financiera e internacional”

La FED, al igual que el Banco Central Europeo, actualizó sus proyecciones macroeconómicas. El organismo presidido por Yellen mantiene su estimación de crecimiento para este año del 2.1% y eleva en una décima su objetivo del PIB para 2018 que se colocaría de igual forma en 2.1%.

Asimismo, tiene prevista un tasa de desempleo que se mantendrá durante los próximos tres años en niveles del 4.5% y consideran un tasa del 1.9% para la inflación a finales de 2017 manteniendo niveles del 2% para 2018 y 2019.

Respecto a la compleja relación entre Janet Yellen y Donald Trump, la presidenta de la FED se ha limitado a declarar que existe una gran incertidumbre respecto a las intenciones del Ejecutivo estadounidense; pero ha dejado en claro que la decisión adoptada por la Reserva Federal no es una respuesta preventiva ante los futuros movimiento de Trump.

Correo electrónico: rodrigo@chavezfierro.com

Miembro del Consejo Mexicano de Asuntos Internacionales (Comexi)