imagotipo

Satiricosas – ¿La humanidad retrocede a otro medioevo?

  • Manu Dornbierer

Con Trump USA volverá a un mal pasado. El peor daño que ha hecho Trump a sus compatriotas es el de reavivar lo peor de ellos, el racismo primitivo y quizás innato de los gringos blancos contra las demás razas. No por casualidad se han presentado en sus actos públicos con gran entusiasmo y sendos aplausos los del siempre vivo Ku Kux Klan, con o sin capuchas.

¿Fue casualidad que aún siendo Obama un presidente fuerte muchos policías se hayan mostrado tan brutos y violentos contra algunos jóvenes negros como años atrás y ciudades enteras se hayan sublevado como fue el caso de Ferguson?.

El 16 de septiembre del 2016 la BBC presentó los siguientes datos.

“Ferguson está en todas partes. Policías que matan a personas negras, eso lo ves en todo el país. Según los registros, la más joven de las víctimas tenía 12 años, la mayor 65. Y más de 100 estaban desarmadas. La gente negra es tres veces más propensa que la blanca a ser víctima de la policía en Estados Unidos. El año pasado, la policía estadunidense mató a más negros desarmados que blancos armados”.

AHORA LE TOCA A LOS MEXICANOS

¿Y ahora la injusticia y el odio les toca en gran dimensión a los mexicanos gracias al bad hombre que es Trump? Es increíble, pero Trump les ha hecho creer a sus paisanos que el mundo entero ha abusado de los gringos, pobrecitos ellos. En una reciente comida me tocó junto una señora gringa simpática e inteligente, que sin embargo al preguntarle qué pensaba de Trump dijo: “Ya era hora que alguien dijera “los americanos primero”. O sea que viven muchos en babia, en la antigua idea de que son benefactores del universo y no sus más imperialistas explotadores.

Hoy más que nunca los académicos y muchos periodistas gringos que detectan y detestan esos “usos y costumbres” equivocados de su vida política, presuntamente tan democrática, son indispensables para sacar del atraso y la mentira en que se encuentran atrapados muchos de sus paisanos a los que ellos mismos llaman ugly americans y deberían retomar su campaña de años para que despierten tras la nueva embestida para sedarlos que les infligió este primitivo hombre de negocios, bastante sinvergüenza, que es hoy su presidente. Es tan grave la cosa que pretende retroceder a su país a otro medioevo, en el caso anglosajón.

TRUMP Y SUS PAÍSES

El empresario Trump fue el primero en llevarse empleos de sus empresas tutti-fruti a multitud de otros países en que los salarios eran más baratos y ahora resulta que los mexicanos, chinos, etc., son los culpables. Como tantas empresas transnacionales se hizo rico explotando la mano de obra baratísima de tantos y tantos países pobres, (sin hablar de México) y ahora culpa a otros por dejar sin chamba a los gringos. Caramba.

Es tal ¿su ignorancia? y tan absurdo su pensamiento que en referencia al atentado de las Torres Gemelas en 2001, no hubo ningún ciudadano de los siete países musulmanes a los que ahora ha prohibido el paso a USA acusado de haber participado en el atentado y de ser terroristas y en cambio de los dos países que sí tuvieron uno que otro en ese crimen con más de tres mil víctimas, los deja fuera: Alrabia Saudita, el socio privilegiado de lo Bush y Egipto.

A México lo detesta como ya hemos visto aquí por varios motivos, pero uno de ellos es la negativa de Yucatán y de Baja California a cumplirle caprichos de bienes raíces para hoteles Trump en nuestras bellísimas costas. A la nena Trump. Aquí en estos asuntos no se le dio la explotación de nuestros territorios y por eso, según él, nuestros indocumentados son bad hombres. De sus compinches de allá, por ejemplo los que distribuyen y negocian las drogas en el mayor mercado de consumidores del planeta, no dice pío. Pobrecitos inocentes consumidores de todo tipo de drogas, “México los degeneró” no sus propios gobiernos que eran los que les daban drogas entre otras razones para que aguantaran sus innumerables guerras.

Aparte de sus conocidos cuernos a cargo de un mexicano, Trump detesta a nuestro país por la defensa de sus costas.

La verdad es que una postura filosófica y política “a la Derecha” provoca siempre un tipo de ideas nefastas que se oponen al progreso, a la justicia social, a la igualdad de derechos y de oportunidades, y someten por razones de color, de raza, de status social, a la humanidad , empezando, claro, por los de casa. Así las cosas las derechas se unen y apoyan bajo la égida del nuevo Orden Mundial la invasión y destrucción de Europa, la cerrazón de USA y un desencuentro mundial que puede tener tremendas consecuencias.

Nunca habrá verdadera paz y un clima favorable al progreso en ninguno de los núcleos sociales. Hoy como nunca hay que luchar y lograr esas metas para todos.

Los que actualmente tienen la obligación de salvar a su país y al mundo de siniestras amenazas derechistas son los que siempre han tratado de abrir los ojos de sus compatriotas, académicos como Noam Chomsky, James Petras, investigadores como Pierce que participó en el gobierno gringo en lugares como Ecuador donde vivió y conoció las mañas de su país para hundir la economía de otros. Y muchos más.

¿HAY OTRO “ADOLF” PEOR QUE TRUMP?

Sí y se llama Netanyahu y es primer ministro de Israel. Y según el New York Times le da una profunda vergüenza a los civilizados judíos neoyorquinos, ya bastante enojados por ser paisanos de un Trump, ser correligionarios de este otra nazi. Hasta un conocido rabino de la Babel de Hierro le ha dedicado un soberano sermón al primer ministro.

Y es que Netanyahu impulsa la invasión de colonos israelíes fanáticos y frenéticos, sin tener la menor cuenta de la ley internacional a propósito de la Franja de Gaza, la Ribera Occidental o West Bank. El Premier protege y fomenta la invasión de violentos colonos de extrema derecha a la región que pertenece legalmente al vapuleado pueblo palestino.

¿A dónde va el mundo “moderno” con semejantes locos en el poder que por otra parte han desatado la invasión de Europa por refugiados de los conflictos armados que inventan y promueven por doquier.

Imitando a Trump ha prohibido que entre al país cualquiera que critique a Israel o que esté en desacuerdo con lo que está pasando en la West Bank.

No se acepta crítica alguna. Así de simple.

Nueva York, Boston y Miami son las tres ciudades más judías per cápita de Estados Unidos, según un nuevo análisis del Instituto Público de Investigación de Religiones. Un 8% de los residentes de Nueva York son judíos, seguido por Boston con un 6% y Miami con un 5%, según los datos. Filadelfia y San Francisco tienen una población de un 4% que es judía, y Chicago y Washington un 3%.

La bronca absurda es que, imitando a Trump _ aunque éste se ha opuesto con algunas críticas al prepotente Netayahu_ ha prohibido la entrada a Israel a todo aquel que no esté de acuerdo con lo que hace, es decir con la ilegalidad que le impone a los palestinos.

Ya no es sólo la religión la que arruina al mundo al son de “mi dios es mejor que el tuyo” sino simple y llanamente, por interés territorial, la humanidad se entremata. Y el mundo puede volver a arder por cualquier aparente pequeñez.

Librosdemanu@gmail.com.