/ sábado 17 de abril de 2021

Gallos Blancos sigue en peligro; no aseguró el repechaje

Los Gallos rompieron la maldición de visitantes y se libran de la multa

El Gallo no perdió y ya es ventaja, primer punto que cosechan jugando fuera de casa pero el riesgo de la multa sigue latente, además de que no pudieron asegurar su lugar en el repechaje, quedan dos jornada para buscar la salvación y la calificación.

Los queretanos jugaron un partido muy malo, de hecho los Rayos perdonaron al fallar un penal, con ello sacaron un punto que no es malo pero deja todo en suspenso.

EL PARTIDO

Muy pero muy poco qué contar en un juego que estuvo lleno de imprecisiones, faltas y jugadas sin terminar, dos equipos que han mostrado muy poco en el torneo pero que estaban muy necesitados de ganar los puntos.

Necaxa salió más obligado. Su última oportunidad de un posible repechaje lo jugaron en casa. Ante el peor visitante del torneo, todo lucía viable. Pero Querétaro tuvo su propia urgencia. Tres puntos en patio ajeno los afianzaría entre los primeros 12 peldaños. Esa presión por el triunfo, se esfumó en cuanto dio inicio el partido en el estadio Victoria.

El contraste de Gallos apareció en Aguascalientes. Una vez más demostraron que de locales son un equipo propositivo y de un gran juego, pero de visita no dan una, y parece que su mejor nivel se queda en tierras queretanas.

Los Rayos dieron algunos destellos, muy contados. Fueron ellos los que intentaron presionar, hacer algo distinto para romper la paridad, sin embargo, estuvieron muy lejanos a generar algún peligro.

El juego fue bastante cerrado, con poca generación en el ataque, bula precisión. Los porteros no fueron exigidos ni una vez. Édgar Hernández y Gil Alcalá la pasaron muy a gusto, sin ensuciarse el uniforme. Las ofensivas de ambos equipos no dispararon a puerta y cuando lo intentaron, el balón quedó muy lejano.

Eso si, fue un cotejo muy golpeado. Literalmente, Gallos fue de pelea y Necaxa no se quedó atrás. Lo más relevante en 45 minutos, por increíble que parezca, fueron dos patadas arteras. Una fue de Luis Valencia, quien en su afán de despeje, le clavó los tachones a Jairo González. Y la otra fue del lateral Omar Mendoza a Rodrigo Aguirre. El árbitro central del juego no las interpretó como una expulsión, de hecho solo amonestó al Tren, que hace varios años maravilló con su velocidad en el Manchester United.

En cuanto al juego, poco y nada. Los queretanos aguantaron, buscaron un error de su rival, el cual nunca llegó. Al igual que los hidrocálidos, mostraron poca ambición por abrir el marcador. Incluso parecieron conformes con el resultado igualado, al menos, eso fue lo que demostraron en la primera mitad.

El complemento fue mejor. Los rojiblancos no cambiaron de sistema y siguieron con la presión. Esa insistencia estuvo cerca de rendir frutos. Una mano de Omar Mendoza, que tuvo que ser verificada por el VAR, fue una oportunidad inmejorable para que el local electrocutara a su rival emplumado. Rodrigo Aguirre tomó el balón, se le vio confiado, pero erró su disparo desde los once pasos. El poste le negó su primer festejó y la presión aumentó en el uruguayo.

Necaxa peleó, tomó el control de forma absoluta. Gallos quiso cantar de último momento, pero el empate sin goles y el aburrimiento en el Victoria no pudo cambiar.

El Gallo no perdió y ya es ventaja, primer punto que cosechan jugando fuera de casa pero el riesgo de la multa sigue latente, además de que no pudieron asegurar su lugar en el repechaje, quedan dos jornada para buscar la salvación y la calificación.

Los queretanos jugaron un partido muy malo, de hecho los Rayos perdonaron al fallar un penal, con ello sacaron un punto que no es malo pero deja todo en suspenso.

EL PARTIDO

Muy pero muy poco qué contar en un juego que estuvo lleno de imprecisiones, faltas y jugadas sin terminar, dos equipos que han mostrado muy poco en el torneo pero que estaban muy necesitados de ganar los puntos.

Necaxa salió más obligado. Su última oportunidad de un posible repechaje lo jugaron en casa. Ante el peor visitante del torneo, todo lucía viable. Pero Querétaro tuvo su propia urgencia. Tres puntos en patio ajeno los afianzaría entre los primeros 12 peldaños. Esa presión por el triunfo, se esfumó en cuanto dio inicio el partido en el estadio Victoria.

El contraste de Gallos apareció en Aguascalientes. Una vez más demostraron que de locales son un equipo propositivo y de un gran juego, pero de visita no dan una, y parece que su mejor nivel se queda en tierras queretanas.

Los Rayos dieron algunos destellos, muy contados. Fueron ellos los que intentaron presionar, hacer algo distinto para romper la paridad, sin embargo, estuvieron muy lejanos a generar algún peligro.

El juego fue bastante cerrado, con poca generación en el ataque, bula precisión. Los porteros no fueron exigidos ni una vez. Édgar Hernández y Gil Alcalá la pasaron muy a gusto, sin ensuciarse el uniforme. Las ofensivas de ambos equipos no dispararon a puerta y cuando lo intentaron, el balón quedó muy lejano.

Eso si, fue un cotejo muy golpeado. Literalmente, Gallos fue de pelea y Necaxa no se quedó atrás. Lo más relevante en 45 minutos, por increíble que parezca, fueron dos patadas arteras. Una fue de Luis Valencia, quien en su afán de despeje, le clavó los tachones a Jairo González. Y la otra fue del lateral Omar Mendoza a Rodrigo Aguirre. El árbitro central del juego no las interpretó como una expulsión, de hecho solo amonestó al Tren, que hace varios años maravilló con su velocidad en el Manchester United.

En cuanto al juego, poco y nada. Los queretanos aguantaron, buscaron un error de su rival, el cual nunca llegó. Al igual que los hidrocálidos, mostraron poca ambición por abrir el marcador. Incluso parecieron conformes con el resultado igualado, al menos, eso fue lo que demostraron en la primera mitad.

El complemento fue mejor. Los rojiblancos no cambiaron de sistema y siguieron con la presión. Esa insistencia estuvo cerca de rendir frutos. Una mano de Omar Mendoza, que tuvo que ser verificada por el VAR, fue una oportunidad inmejorable para que el local electrocutara a su rival emplumado. Rodrigo Aguirre tomó el balón, se le vio confiado, pero erró su disparo desde los once pasos. El poste le negó su primer festejó y la presión aumentó en el uruguayo.

Necaxa peleó, tomó el control de forma absoluta. Gallos quiso cantar de último momento, pero el empate sin goles y el aburrimiento en el Victoria no pudo cambiar.

Local

Afirma Celia Maya que no impugnará la elección

Sin embargo no hizo un reconocimiento a su adversario porque aseguró que hubo irregularidades en el proceso electoral

Local

Detienen a líderes de artesanos ambulantes en Plaza de Armas

Al momento de que elementos trataron de detener a los líderes de artesanos, Rogelio Orozco y Sergio Jerónimo Sánchez, éstos se desvanecieron luego de forcejeos

Local

Coparmex dará becas a estudiantes universitarios

Las becas estarán dirigidas a los jóvenes que participaron en el proceso de selección de cualquiera de las universidades públicas del estado y que no fueron aceptados

Política

Indira Vizcaíno recibe constancia de mayoría como gobernadora electa de Colima

La consejera del IEE, Nirvana Ochoa Rosales entregó la constancia de mayoría a la abanderada por la coalición Morena-Nueva Alianza

Mundo

Mayorkas abre puerta a migrantes víctimas de delitos en su visita a México

El Secretario de Seguridad Nacional estadounidense arribó a México este lunes, para tratar temas relacionados con la reapertura de la frontera, migración y recuperación económica

Futbol

Detectan 41 casos de Covid-19 en la Copa América

Hasta el momento se han descubierto casos de coronavirus en las delegaciones de Venezuela, Colombia, Bolivia y Perú

Futbol

Declara ante Fiscalía argentina primer sospechoso en muerte de Maradona

Se trata del enfermero Ricardo Omar Almirón, el cuidador nocturno del astro del futbol

Sociedad

Realizarán inspección de salud y seguridad en mina de Coahuila tras colapso

El accidente derivó de las fuertes lluvias en la zona, dejando un saldo de siete mineros que quedaron atrapados y fallecieron