/ miércoles 4 de noviembre de 2020

Crean reloj epigenético para pacientes con cáncer

Mide cuánto se han multiplicado las células tumorales y predice la evolución clínica de los pacientes, lo que ayuda a definir estrategias de tratamiento más acordes con el riesgo biológico del tumor

Un equipo internacional de investigadores ha desarrollado un reloj epigenético que mide cuánto se han multiplicado las células tumorales y predice la evolución clínica de los pacientes con cáncer, lo que ayuda a definir estrategias de tratamiento más acordes con el riesgo biológico del tumor.

El estudio, que publica la revista Nature Cancer y en el que han participado 32 investigadores de 16 instituciones y 6 países diferentes, lo ha coordinado Iñaki Martín-Subero, investigador del Instituto de Investigaciones Biomédicas August Pi i Sunyer (Idibaps) del Hospital Clínic de la ciudad española de Barcelona, donde dirige el grupo de Epigenómica.

Para desarrollar esta herramienta predictiva, los investigadores se preguntaron si la historia pasada del crecimiento del tumor podría predecir su crecimiento futuro y, por lo tanto, el comportamiento clínico de los pacientes.

Según Martín-Subero, "se podría decir que el genoma, que es la enciclopedia de la vida presente en cada célula, está compuesto por dos tipos de libros, el libro abierto que contiene los genes activos y el libro cerrado que contiene los genes que permanecen silenciados".

"Hemos observado que los cambios epigenéticos que tienen lugar en el libro cerrado del genoma guardan una memoria oculta del crecimiento celular pasado", dice.

Los investigadores han estudiado con detalle las alteraciones epigenéticas en más de 2.000 pacientes con diferentes tipos de leucemias y linfomas, y han descubierto que cada vez que las células se reproducen van escribiendo pequeñas marcas en el libro cerrado del genoma y que cuanto más se dividen las células, más marcas se acumulan.

El investigador Martí Duran-Ferrer señala que, "dado que los cambios epigenéticos asociados al crecimiento celular son acumulativos", han podido desarrollar un reloj epigenético que refleja cuánto se han multiplicado las células en el pasado.

"Hemos observado que si este reloj ha avanzado mucho en el pasado tenderá a avanzar también en el futuro, y este hecho se asocia directamente con la presencia de determinadas mutaciones genéticas y con la agresividad clínica en los pacientes", precisa Duran-Ferrer.

Hasta ahora, los cambios epigenéticos en el libro cerrado del genoma se consideraban acompañantes silenciosos del proceso de transformación tumoral, sin ninguna implicación clínica.

Según Martín-Subero, su estudio indica que "los cambios epigenéticos acumulados en el libro cerrado del genoma de los tumores son importantes, ya que predicen el comportamiento clínico futuro de los pacientes". "Las células de cáncer escriben una gran parte de su historia en este libro cerrado".

El director del Idibaps y de Investigación del Hospital Clínic, Elías Campo, destaca que "este estudio presenta una visión novedosa sobre cómo anticipar el comportamiento clínico de los pacientes con cáncer linfoide y tiene un gran potencial de convertirse en una variable importante para el manejo clínico del cáncer en la era de la medicina personalizada". EFE

Un equipo internacional de investigadores ha desarrollado un reloj epigenético que mide cuánto se han multiplicado las células tumorales y predice la evolución clínica de los pacientes con cáncer, lo que ayuda a definir estrategias de tratamiento más acordes con el riesgo biológico del tumor.

El estudio, que publica la revista Nature Cancer y en el que han participado 32 investigadores de 16 instituciones y 6 países diferentes, lo ha coordinado Iñaki Martín-Subero, investigador del Instituto de Investigaciones Biomédicas August Pi i Sunyer (Idibaps) del Hospital Clínic de la ciudad española de Barcelona, donde dirige el grupo de Epigenómica.

Para desarrollar esta herramienta predictiva, los investigadores se preguntaron si la historia pasada del crecimiento del tumor podría predecir su crecimiento futuro y, por lo tanto, el comportamiento clínico de los pacientes.

Según Martín-Subero, "se podría decir que el genoma, que es la enciclopedia de la vida presente en cada célula, está compuesto por dos tipos de libros, el libro abierto que contiene los genes activos y el libro cerrado que contiene los genes que permanecen silenciados".

"Hemos observado que los cambios epigenéticos que tienen lugar en el libro cerrado del genoma guardan una memoria oculta del crecimiento celular pasado", dice.

Los investigadores han estudiado con detalle las alteraciones epigenéticas en más de 2.000 pacientes con diferentes tipos de leucemias y linfomas, y han descubierto que cada vez que las células se reproducen van escribiendo pequeñas marcas en el libro cerrado del genoma y que cuanto más se dividen las células, más marcas se acumulan.

El investigador Martí Duran-Ferrer señala que, "dado que los cambios epigenéticos asociados al crecimiento celular son acumulativos", han podido desarrollar un reloj epigenético que refleja cuánto se han multiplicado las células en el pasado.

"Hemos observado que si este reloj ha avanzado mucho en el pasado tenderá a avanzar también en el futuro, y este hecho se asocia directamente con la presencia de determinadas mutaciones genéticas y con la agresividad clínica en los pacientes", precisa Duran-Ferrer.

Hasta ahora, los cambios epigenéticos en el libro cerrado del genoma se consideraban acompañantes silenciosos del proceso de transformación tumoral, sin ninguna implicación clínica.

Según Martín-Subero, su estudio indica que "los cambios epigenéticos acumulados en el libro cerrado del genoma de los tumores son importantes, ya que predicen el comportamiento clínico futuro de los pacientes". "Las células de cáncer escriben una gran parte de su historia en este libro cerrado".

El director del Idibaps y de Investigación del Hospital Clínic, Elías Campo, destaca que "este estudio presenta una visión novedosa sobre cómo anticipar el comportamiento clínico de los pacientes con cáncer linfoide y tiene un gran potencial de convertirse en una variable importante para el manejo clínico del cáncer en la era de la medicina personalizada". EFE

Local

Han entregado 381 brazaletes de localización

La Secretaría de Seguridad Pública Municipal de Querétaro (SSPMQ), ha entregado 381 brazaletes de localización

Local

Clases virtuales provocan rezago

El 56% de los padres de familia manifestó que han identificado rezago académico en los conocimientos que debieron haber adquirido sus hijos

Local

Lista convocatoria para mayores de 30 en Corregidora

La jornada de vacunación contra Covid-19 llegará al municipio de Corregidora para atender a las personas de 30 a 39 años a partir del martes 3 de agosto y hasta el viernes 6

Policiaca

Asaltan a hombre al mostrar inmueble en renta

Los maleantes lo engañaron y amenazaron para quitarle sus pertenencias

Local

Reducirán edad de adultos mayores para programas federales

Será 65 años la edad para que puedan acceder a los apoyos señaló Ariana Montiel, subsecretaria de Bienestar en su visita a la entidad

Deportes

Tienen reunión regional

El Proceso de Acreditación de Entrenadores Deportivos, creará nuevo modelo de profesionalización

Realeza

La princesa Isabel de Bélgica finaliza su formación militar

La hija de los reyes Felipe y Matilde tuvo que trabajar en un entorno "poco habitual", superar "sus límites" y mostrar "valor, audacia y compromiso"

Salud

La combinación de Sputnik y AstraZeneca es segura

La combinación de vacunas fue aplicada a un reducido grupo de 50 voluntarios en Azerbaiyán

Ecología

12 Embriones de rinoceronte blanco listos para implantarse

La fecundación "in vitro" y la implantación en rinocerontes hembras de una especie hermana es la única manera de salvar esta especie