/ lunes 17 de agosto de 2020

Dan contratos para el Tren Maya por 39 mil mdp

Los más jugosos han sido para constructoras encargadas de los primeros tres tramos del proyecto

En lo que va del año Fonatur pactó ya contratos por 39 mil 510.4 millones de pesos para el Tren Maya, equivalentes a 28 por ciento del costo total del proyecto en el sur-sureste del país.

El Fondo Nacional de Fomento al Turismo a cargo de la obra ha entregado 16 contratos a constructoras, empresas de consultoría encargadas de supervisar el diseño y ejecución de las obras, testigos sociales que respalden las licitaciones, una empresas de vales de despensa y la difusión de los avances de uno de los proyectos de mayor relevancia para el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

➡️ Costaría hasta 80 mil mdp tramo Palenque-Cancún de Tren Maya

Hasta ahora el contrato más jugoso, por 15 mil 994 millones de pesos (sin IVA) es el otorgado a un consorcio integrado por Operadora Cicsa, de Carlos Slim, y a la española FCC Construcción.

Durante 28 meses, ambas empresas estarán a cargo de la construcción de 246 kilómetros entre Escárcega, Campeche y Calkiní, en Yucatán, el segundo de los siete tramos que conforman el proyecto turístico que una vez concluido conectará a cinco estados de esa región.

Cal y Mayor y Asociados se encargará de supervisar el diseño y ejecución de este tramo a cargo de Cicsa y FCC Construcción, un trabajo por el que cobrará 295.1 millones de pesos. La empresa de consultoría ganó el año pasado la licitación para actualizar los Estudios de Preinversión para la ampliación de la Línea A del Sistema de Transporte Colectivo Metro, tramo La Paz-Chalco, y antes se adjudicó la licitación para los Servicios de Supervisión Técnica y Administrativa del edificio terminal del fallido aeropuerto Texcoco.

El segundo contrato con mayor valor fue para un consorcio integrado por MotaEngil, China Communications Construction Company, Gavil Ingeniería, Eyasa y Grupo Cosh. Las empresas presentaron una propuesta más atractiva que la de Cicsa y se hicieron de un contrato por un poco más de 13 mil 394 millones de pesos para construir desde abril pasado el tramo que va de Palenque, Chiapas, a Escárcega, en Campeche.

Para supervisar este tramo de 227 kilómetros Fonatur licitó un contrato que ganó un consorcio de empresas integrado, entre otras, por Ayesa México, Geosol, al ofrecer un costo de 258 millones de pesos.

El tramo tres de Calkiní, en Campeche, a Izamal, en Yucatán, será construido por un consorcio conformado por Construcciones Urales, Gami Ingeniería e Instalaciones y Azvi. Con un costo de mil 787 millones de pesos, la vía de 172 kilómetros es hasta ahora el tramo más económico.

Fuente: Compranet

La vigilancia de estas obras la llevará un grupo de empresas encabezadas por Consultoría Integral en Ingeniería, que cobrará 189.7 millones de pesos.

Hasta el momento los tres contratos de mayor valor se han licitado, pero no han faltado las adjudicaciones directas.

De los siete contratos asignados sin concurso de por medio, uno por 573.3 millones de pesos fue para la creación de la Oficina de gestión del proyecto y se entregó a Mextypsa, una filial de la española Typsa, que también obtuvo un contrato para la construcción de la Torre de Control en el extinto aeropuerto de Texcoco.

También por adjudicación directa Fonatur asignó tres contratos que suman 3.2 millones de pesos para obtener los servicios de testigos sociales que acompañaron la licitaciones de los tres concursos de licitación para la contrucción de los primeros tres tramos del proyecto disponibles hasta ahora en Compranet.

En total, el trazo considera mil 440 kilómetros de recorrido dividido en siete tramos. El cuarto de estos, que va de Izamal a Cancún, según lo adelantó Rogelio Jiménez Pons, el director del Fonatur, será adjudicado directamente a ICA debido a que la empresa posee el derecho de vía de la autopista Kantunil-Cancún, que es paralela al trazo del proyecto ferroviario y con el objetivo de evitar un litigio por cancelar una concesión se decidió que la empresa se haga cargo también de la vía.

Para el quinto tramo, BlackRock México Infraestructura II fue el único en presentar una propuesta para modernizar, rehabilitar, operar, conservar y dar mantenimiento a la carretera federal 307 que conecta Cancún y Tulum, con el objetivo de dar paso al Tren Maya.

Los tramos seis y siete los construirá la Secretaría de la Defensa Nacional, confirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador.




Te recomendamos el podcast ⬇️

Apple Podcasts

Google Podcasts

Spotify

Acast

Deezer

En lo que va del año Fonatur pactó ya contratos por 39 mil 510.4 millones de pesos para el Tren Maya, equivalentes a 28 por ciento del costo total del proyecto en el sur-sureste del país.

El Fondo Nacional de Fomento al Turismo a cargo de la obra ha entregado 16 contratos a constructoras, empresas de consultoría encargadas de supervisar el diseño y ejecución de las obras, testigos sociales que respalden las licitaciones, una empresas de vales de despensa y la difusión de los avances de uno de los proyectos de mayor relevancia para el gobierno de Andrés Manuel López Obrador.

➡️ Costaría hasta 80 mil mdp tramo Palenque-Cancún de Tren Maya

Hasta ahora el contrato más jugoso, por 15 mil 994 millones de pesos (sin IVA) es el otorgado a un consorcio integrado por Operadora Cicsa, de Carlos Slim, y a la española FCC Construcción.

Durante 28 meses, ambas empresas estarán a cargo de la construcción de 246 kilómetros entre Escárcega, Campeche y Calkiní, en Yucatán, el segundo de los siete tramos que conforman el proyecto turístico que una vez concluido conectará a cinco estados de esa región.

Cal y Mayor y Asociados se encargará de supervisar el diseño y ejecución de este tramo a cargo de Cicsa y FCC Construcción, un trabajo por el que cobrará 295.1 millones de pesos. La empresa de consultoría ganó el año pasado la licitación para actualizar los Estudios de Preinversión para la ampliación de la Línea A del Sistema de Transporte Colectivo Metro, tramo La Paz-Chalco, y antes se adjudicó la licitación para los Servicios de Supervisión Técnica y Administrativa del edificio terminal del fallido aeropuerto Texcoco.

El segundo contrato con mayor valor fue para un consorcio integrado por MotaEngil, China Communications Construction Company, Gavil Ingeniería, Eyasa y Grupo Cosh. Las empresas presentaron una propuesta más atractiva que la de Cicsa y se hicieron de un contrato por un poco más de 13 mil 394 millones de pesos para construir desde abril pasado el tramo que va de Palenque, Chiapas, a Escárcega, en Campeche.

Para supervisar este tramo de 227 kilómetros Fonatur licitó un contrato que ganó un consorcio de empresas integrado, entre otras, por Ayesa México, Geosol, al ofrecer un costo de 258 millones de pesos.

El tramo tres de Calkiní, en Campeche, a Izamal, en Yucatán, será construido por un consorcio conformado por Construcciones Urales, Gami Ingeniería e Instalaciones y Azvi. Con un costo de mil 787 millones de pesos, la vía de 172 kilómetros es hasta ahora el tramo más económico.

Fuente: Compranet

La vigilancia de estas obras la llevará un grupo de empresas encabezadas por Consultoría Integral en Ingeniería, que cobrará 189.7 millones de pesos.

Hasta el momento los tres contratos de mayor valor se han licitado, pero no han faltado las adjudicaciones directas.

De los siete contratos asignados sin concurso de por medio, uno por 573.3 millones de pesos fue para la creación de la Oficina de gestión del proyecto y se entregó a Mextypsa, una filial de la española Typsa, que también obtuvo un contrato para la construcción de la Torre de Control en el extinto aeropuerto de Texcoco.

También por adjudicación directa Fonatur asignó tres contratos que suman 3.2 millones de pesos para obtener los servicios de testigos sociales que acompañaron la licitaciones de los tres concursos de licitación para la contrucción de los primeros tres tramos del proyecto disponibles hasta ahora en Compranet.

En total, el trazo considera mil 440 kilómetros de recorrido dividido en siete tramos. El cuarto de estos, que va de Izamal a Cancún, según lo adelantó Rogelio Jiménez Pons, el director del Fonatur, será adjudicado directamente a ICA debido a que la empresa posee el derecho de vía de la autopista Kantunil-Cancún, que es paralela al trazo del proyecto ferroviario y con el objetivo de evitar un litigio por cancelar una concesión se decidió que la empresa se haga cargo también de la vía.

Para el quinto tramo, BlackRock México Infraestructura II fue el único en presentar una propuesta para modernizar, rehabilitar, operar, conservar y dar mantenimiento a la carretera federal 307 que conecta Cancún y Tulum, con el objetivo de dar paso al Tren Maya.

Los tramos seis y siete los construirá la Secretaría de la Defensa Nacional, confirmó el presidente Andrés Manuel López Obrador.




Te recomendamos el podcast ⬇️

Apple Podcasts

Google Podcasts

Spotify

Acast

Deezer

Local

Empresas contarán con herramientas para su crecimiento

El gobernador aseguró que propiciarán su desarrollo en el estado

Local

Buscan impartir justicia en línea

No sé eliminaría el proceso tradicional, la persona elegiría cómo llevar su caso

Local

Analizan observaciones realizadas por la ESFE

Emitió 10 y 13 recomendaciones a la cuenta pública del Municipio de Querétaro 2020; todas para la Secretaría de Obras Públicas Municipales

Local

Decretarían otras áreas naturales

Ambientalistas buscarán proteger Peña Colorada y El Zamorano en Colón

Local

Lanzarán convocatoria de becas en la capital queretana

Se tiene hasta el 3 de febrero para publicarla

Gossip

Historias paranormales vuelven a la televisión a través de "Insólito, simplemente extraordinario"

La tercera temporada del programa inicia el lunes 24 de enero, y estará conducido por Joselyn Juncal

Futbol

Ángel Sepúlveda, esperanza de gol

El delantero queretano ya marcó esta temporada y podría ser el hombre clave en el ataque

Local

Más Covid-19 que nunca en Querétaro

Supera la cifra de enero del 2021, es noveno lugar nacional y sigue la cuarta ola

Círculos

Miércoles de recetas | Tamales keto, verdes de rajas con pollo y queso

Deliciosos y sin culpas, para prepararlos el próximo 2 de febrero sin romper la dieta