/ viernes 13 de julio de 2018

A tres años del aniversario luctuoso del poeta del pueblo, Joan Sebastian

El cáncer fue la causa de su muerte a los 64 años de edad

Ese mismo lunes 13 de julio de 2015 su exmujer, Maribel Guardia, posteó un mensaje, adolorida: “Un aplauso a la vida del amigo, el padre, el gran ser humano. Hoy nace la leyenda de uno de los grandes ídolos del pueblo”. Había muerto Joan Sebastian, el cantautor de Juliantla; aquel hombre que había entregado alma, corazón y mente a la música popular de México. El cáncer lo mató a los 64 años de edad.

Fue una lucha intensa, denodada. El creador de melodías como Tatuajes, Maracas y Secreto de amor, entre muchas otras, había perdido la batalla tras enfrentar durante 16 años la terrible enfermedad. Maribel agregó: “Mi más sentido pésame a toda su familia que tanto quiero y respeto”.

Y lo que son las cosas: seis días antes había fallecido su caballo y fiel compañero, Padrino, en cuyos lomos José Manuel Figueroa, el cantante y compositor que alguna vez quiso ser sacerdote, solía presentarse en los jaripeos.

Hoy hace tres años entre el luto y el adiós final su hermano Federico Figueroa detalló los últimos instantes del artista guerrerense: “¡Se acabó, no aguanto más!”, recuerda que le dijo y que rompió en llanto. Lloraron juntos. Federico lo alentó a no dejarse vencer por el temible cáncer de huesos, pero Joan ya estaba muy cansado.

EL LEGADO

Una docena de premios Grammy entre anglos y latinos conquistó Joan Sebastian a lo largo de su prolífica carrera, iniciándose a los 15 años en el andar de la música; grabó más de 50 discos y participó en dos telenovelas, en una de las cuales, Tú y yo, hizo pareja Maribel Guardia, la madre de uno de sus hijos.

Figueroa, simplemente, se hacía llamar en los albores de su camino artístico. Alegre y romántico, plasmó en sus canciones historias arrancadas de la vida real con las cuales continúa identificándose el pueblo. Miembro del Salón de la Fama de Billboard, entre un sinfín de reconocimientos que atesora su familia, sus canciones son interpretadas en la actualidad por figuras como Vicente y Alejandro Fernández, en tanto su obra musical ya forma parte del repertorio nacional, al tiempo que ocupa un lugar preponderante en los países latinoamericanos. El de Juliantla fue admirado y querido por sus seguidores que le abarrotaban los escenarios donde se presentaba, entregándole su fervor y su aplauso sincero.

LA HERENCIA

Sin embargo, como suele ocurrir, tras su muerte sobrevino el estira y afloja por la codiciada herencia. Joan murió intestado y luego de un largo proceso legal, de acuerdo con un programa de televisión, será en lo que resta de este año cuando por fin se realice la repartición de bienes entre sus deudos. Según el abogado de la familia, Cipriano Sotelo, la herencia será dividida en nueve partes iguales que recibirán sus hijos y su última mujer, Alina Espín.

El rey del jaripeo se casó con Teresa González, con quien tuvo tres hijos: José Manuel, Trigo y Juan Sebastián; después con Maribel Guardia fue padre de Julián; más tarde Érica Alonso le dio a Juliana, y con Alina procreó a Marcelia y Sarelia; cierta ocasión confesó él mismo haber tenido ocho hijos con cinco mujeres, pero aclaró no sentirse orgulloso de ello, aunque tampoco fuera un asunto que le pesara. Trigo y Juan Sebastián perdieron la vida de manera trágica, la parte que les corresponde será entregada a sus propios hijos.

Según estimaciones del propio Joan, tenía una fortuna de 40 millones de dólares, incluyendo propiedades y otros bienes; el abogado Sotelo precisó que el 90 por ciento de éstas ya estaban cuantificadas y sólo esperaba la autorización del juez para dar paso a la repartición, misma en la que no fueron incluidas las hermanas del cantante.

CANCIONES Y AMORES

Era apasionado con las hembras. Sonado como sus canciones, fue el caso de su infidelidad que lo llevó a romper su relación con Maribel Guardia. Sucedió precisamente en la telenovela Tú y yo donde Joan conoció a la también actriz Arleth Terán, con quien sostuvo una relación amorosa clandestina, lo que derivó en el rompimiento con la costarricense con el cantautor.

De la relación con Maribel, nació Julián Figueroa, quien se casó el 24 de agosto del año pasado con Imelda Tuñón. Ambos son padres de un bebé, José Julián, el nieto que su abuelo Joan Sebastian ya no conoció.

El llamado Poeta del pueblo nació el 8 de abril de 1951 en Juliantla, la misma tierra donde reposan sus restos.

Ese mismo lunes 13 de julio de 2015 su exmujer, Maribel Guardia, posteó un mensaje, adolorida: “Un aplauso a la vida del amigo, el padre, el gran ser humano. Hoy nace la leyenda de uno de los grandes ídolos del pueblo”. Había muerto Joan Sebastian, el cantautor de Juliantla; aquel hombre que había entregado alma, corazón y mente a la música popular de México. El cáncer lo mató a los 64 años de edad.

Fue una lucha intensa, denodada. El creador de melodías como Tatuajes, Maracas y Secreto de amor, entre muchas otras, había perdido la batalla tras enfrentar durante 16 años la terrible enfermedad. Maribel agregó: “Mi más sentido pésame a toda su familia que tanto quiero y respeto”.

Y lo que son las cosas: seis días antes había fallecido su caballo y fiel compañero, Padrino, en cuyos lomos José Manuel Figueroa, el cantante y compositor que alguna vez quiso ser sacerdote, solía presentarse en los jaripeos.

Hoy hace tres años entre el luto y el adiós final su hermano Federico Figueroa detalló los últimos instantes del artista guerrerense: “¡Se acabó, no aguanto más!”, recuerda que le dijo y que rompió en llanto. Lloraron juntos. Federico lo alentó a no dejarse vencer por el temible cáncer de huesos, pero Joan ya estaba muy cansado.

EL LEGADO

Una docena de premios Grammy entre anglos y latinos conquistó Joan Sebastian a lo largo de su prolífica carrera, iniciándose a los 15 años en el andar de la música; grabó más de 50 discos y participó en dos telenovelas, en una de las cuales, Tú y yo, hizo pareja Maribel Guardia, la madre de uno de sus hijos.

Figueroa, simplemente, se hacía llamar en los albores de su camino artístico. Alegre y romántico, plasmó en sus canciones historias arrancadas de la vida real con las cuales continúa identificándose el pueblo. Miembro del Salón de la Fama de Billboard, entre un sinfín de reconocimientos que atesora su familia, sus canciones son interpretadas en la actualidad por figuras como Vicente y Alejandro Fernández, en tanto su obra musical ya forma parte del repertorio nacional, al tiempo que ocupa un lugar preponderante en los países latinoamericanos. El de Juliantla fue admirado y querido por sus seguidores que le abarrotaban los escenarios donde se presentaba, entregándole su fervor y su aplauso sincero.

LA HERENCIA

Sin embargo, como suele ocurrir, tras su muerte sobrevino el estira y afloja por la codiciada herencia. Joan murió intestado y luego de un largo proceso legal, de acuerdo con un programa de televisión, será en lo que resta de este año cuando por fin se realice la repartición de bienes entre sus deudos. Según el abogado de la familia, Cipriano Sotelo, la herencia será dividida en nueve partes iguales que recibirán sus hijos y su última mujer, Alina Espín.

El rey del jaripeo se casó con Teresa González, con quien tuvo tres hijos: José Manuel, Trigo y Juan Sebastián; después con Maribel Guardia fue padre de Julián; más tarde Érica Alonso le dio a Juliana, y con Alina procreó a Marcelia y Sarelia; cierta ocasión confesó él mismo haber tenido ocho hijos con cinco mujeres, pero aclaró no sentirse orgulloso de ello, aunque tampoco fuera un asunto que le pesara. Trigo y Juan Sebastián perdieron la vida de manera trágica, la parte que les corresponde será entregada a sus propios hijos.

Según estimaciones del propio Joan, tenía una fortuna de 40 millones de dólares, incluyendo propiedades y otros bienes; el abogado Sotelo precisó que el 90 por ciento de éstas ya estaban cuantificadas y sólo esperaba la autorización del juez para dar paso a la repartición, misma en la que no fueron incluidas las hermanas del cantante.

CANCIONES Y AMORES

Era apasionado con las hembras. Sonado como sus canciones, fue el caso de su infidelidad que lo llevó a romper su relación con Maribel Guardia. Sucedió precisamente en la telenovela Tú y yo donde Joan conoció a la también actriz Arleth Terán, con quien sostuvo una relación amorosa clandestina, lo que derivó en el rompimiento con la costarricense con el cantautor.

De la relación con Maribel, nació Julián Figueroa, quien se casó el 24 de agosto del año pasado con Imelda Tuñón. Ambos son padres de un bebé, José Julián, el nieto que su abuelo Joan Sebastian ya no conoció.

El llamado Poeta del pueblo nació el 8 de abril de 1951 en Juliantla, la misma tierra donde reposan sus restos.

Local

Diputados del PAN, excluidos del presupuesto

Morena no tiene intenciones de acatar la ley y han evitado tener diálogo para construir un presupuesto acorde a las necesidades del país, señaló López Birlain

Policiaca

Hallan sin vida a hombre en interior de una zanja en Menchaca

Fueron vecinos del lugar quienes la noche del lunes realizaron el hallazgo y dieron aviso a las autoridades

Local

Sigue en pie el distribuidor vial de Bernardo Quintana y 5 de Febrero

Recorte federal no frenará proyecto de los gobiernos estatal y municipal, dice el alcalde de Querétaro