/ sábado 22 de agosto de 2020

Daniel Aspuru , “música para acompañar” en esta pandemia

Se trata del primer disco como solista del jazzista mexicano, cuyos temas ha decidido dosificar y compartir en su página cada lunes, el siguiente será “Esperanza”

¿Qué es lo que escucha la gente en esta pandemia? Se pregunta Daniel Aspuru, un instrumentista mexicano que ha lanzado en medio de la contingencia sanitaria por Covid-19 “Música para acompañar”; una producción que como bien lo indica su nombre, ha sido pensado por el jazzista para estos momentos de soledad forzada y como una herramienta para estar en contacto con uno mismo.

En entrevista con este periódico, el también integrante de proyectos como El Gabinete y Nine Rain, comparte que se trata de su primer trabajo como solista; un disco que pensó para sí mismo y para acompañar sus tareas diarias como cocinar, limpiar, trabajar o leer.

Y aunque es música no protagónica, asegura que de pronto los sonidos envuelven a quien escucha, generando en la persona un repentino sentimiento profundo de consciencia.

“Este es el tipo de música que me gusta escuchar a mí. Durante toda mi vida he hecho discos con agrupaciones o con otras artistas que son discos con el propósito de hacer música que capte la atención, que sea muy potente (…) A mí me gusta escuchar en las tardes música tranquila que no te jale la atención, que sea cálida, que de pronto sientas que te toca un poquito el corazón. Esa es la música que me gusta, por eso me dije:'bueno, quiero que mi primer disco me guste a mí mucho. Quiero ponerla en las tardes mientras hago mis cosa'. Y así fue que empezó todo esto”, relata.

Derivado de la improvisación, el disco se encuentra conformado por once temas a piano: Solstice alpha, La caída del sol, Time Machine, Light, Focus, Birds, Esperanza, Solstice Gamma, Joy, Raga, e Init, cuya sonoridad se mueve entre las vertientes del jazz y la música clásica contemporánea.

Aunque la estructura de las piezas pareciera simple, Aspuro asegura que cada una encierra mucha complejidad; sintetiza en gran medida su crecimiento y trayectoria musical.

“Como músico o como creador, lo más difícil es no poner muchas notas, muchos colores o muchas texturas, sino ir simplificando y encontrar aquello más simple que conserve la esencia y transmita una emoción real”.

Convencido de que cada tema puede tener su propia personalidad, temporalidad y espacio, el autor ha decidido dosificar su proyecto. Cada semana compartirá en su página web danielaspuro.com uno de los temas y este lunes tocará el turno de la séptima pieza: “Esperanza”.

A propósito de este concepto, que hoy cobra especial significado por la pandemia, Aspuro habla sobre la situación actual del gremio musical en el país.

“Creo que de todas las profesiones es una de las más afectadas. Lo veo en mis amigos, lo veo en mi gente. Los músicos hacemos música no por dinero, la mayoría hacemos la música porque necesitamos expresarnos, necesitamos sacarnos lo que traemos adentro. Y por eso los ves transmitiendo aunque no haya dinero de por medio, por eso los veo que siguen grabando, seguimos editando discos, seguimos perdiendo dinero, invirtiendo la vida y la pasión por hacer música para compartirla con la gente”, puntualiza.

¿Qué es lo que escucha la gente en esta pandemia? Se pregunta Daniel Aspuru, un instrumentista mexicano que ha lanzado en medio de la contingencia sanitaria por Covid-19 “Música para acompañar”; una producción que como bien lo indica su nombre, ha sido pensado por el jazzista para estos momentos de soledad forzada y como una herramienta para estar en contacto con uno mismo.

En entrevista con este periódico, el también integrante de proyectos como El Gabinete y Nine Rain, comparte que se trata de su primer trabajo como solista; un disco que pensó para sí mismo y para acompañar sus tareas diarias como cocinar, limpiar, trabajar o leer.

Y aunque es música no protagónica, asegura que de pronto los sonidos envuelven a quien escucha, generando en la persona un repentino sentimiento profundo de consciencia.

“Este es el tipo de música que me gusta escuchar a mí. Durante toda mi vida he hecho discos con agrupaciones o con otras artistas que son discos con el propósito de hacer música que capte la atención, que sea muy potente (…) A mí me gusta escuchar en las tardes música tranquila que no te jale la atención, que sea cálida, que de pronto sientas que te toca un poquito el corazón. Esa es la música que me gusta, por eso me dije:'bueno, quiero que mi primer disco me guste a mí mucho. Quiero ponerla en las tardes mientras hago mis cosa'. Y así fue que empezó todo esto”, relata.

Derivado de la improvisación, el disco se encuentra conformado por once temas a piano: Solstice alpha, La caída del sol, Time Machine, Light, Focus, Birds, Esperanza, Solstice Gamma, Joy, Raga, e Init, cuya sonoridad se mueve entre las vertientes del jazz y la música clásica contemporánea.

Aunque la estructura de las piezas pareciera simple, Aspuro asegura que cada una encierra mucha complejidad; sintetiza en gran medida su crecimiento y trayectoria musical.

“Como músico o como creador, lo más difícil es no poner muchas notas, muchos colores o muchas texturas, sino ir simplificando y encontrar aquello más simple que conserve la esencia y transmita una emoción real”.

Convencido de que cada tema puede tener su propia personalidad, temporalidad y espacio, el autor ha decidido dosificar su proyecto. Cada semana compartirá en su página web danielaspuro.com uno de los temas y este lunes tocará el turno de la séptima pieza: “Esperanza”.

A propósito de este concepto, que hoy cobra especial significado por la pandemia, Aspuro habla sobre la situación actual del gremio musical en el país.

“Creo que de todas las profesiones es una de las más afectadas. Lo veo en mis amigos, lo veo en mi gente. Los músicos hacemos música no por dinero, la mayoría hacemos la música porque necesitamos expresarnos, necesitamos sacarnos lo que traemos adentro. Y por eso los ves transmitiendo aunque no haya dinero de por medio, por eso los veo que siguen grabando, seguimos editando discos, seguimos perdiendo dinero, invirtiendo la vida y la pasión por hacer música para compartirla con la gente”, puntualiza.

Local

Activan el semáforo rojo en Tequisquiapan

Piden hacer uso del seguro del predial; evacuan cuatro colonias más

Local

Disminuyen casos activos de Covid-19 en Querétaro

El entrenamiento social, despertó el sentido de alerta en presencia del virus

Policiaca

Muere pasajero de taxi en carambola

Otras 14 personas resultaron lesionadas, de las cuales dos fueron trasladadas al hospital

Finanzas

Recorta Hacienda 30% apoyo a Pymes

El gasto para respaldar a micronegocios, a través de la Secretaría de Economía, caerá 126 mdp en 2022

Sociedad

Haitianos piden asilo: “Moriremos como hombres, no como basura”

Los migrantes llegan a gastar hasta mil 600 dólares en su viaje de la ciudad de Tapachula, Chiapas, a Acuña, en el estado de Coahuila

Sociedad

Atentado en Salamanca: Le mandan bomba el día de su cumpleaños

Aunque aún no se conoce la causa, el gobernador de Guanajuato calificó el ataque como “un acto terrorista”

Sociedad

Mujeres son titulares de 26% de los ejidos: Tribunal Superior Agrario

La magistrada Méndez de Lara indicó que se impulsa una reforma para que haya más propietarias de tierras

Cultura

Mario Vargas Llosa narra su historia en la serie Una vida en palabras

El escritor narra a su hijo primogénito Álvaro los momentos alegres, difíciles y hostiles que ha pasado en su vida

Gossip

Lupita D’Alessio vuelve a grabar con Discos Orfeón tras años de desencuentros

D'Alessio firmó a los 17 años un contrato con Discos Orfeón, mismo que le impedía, según informó ella misma a mediados del año pasado, grabar sus éxitos en vivo