/ martes 23 de febrero de 2021

Malasia ignora orden judicial y deporta a inmigrantes birmanos

Pese a la orden 1,086 inmigrantes fueron enviados de vuelta en tres naves de la Marina birmana que partieron de la base naval Lumut

Malasia anunció este martes que ha deportado 1.086 inmigrantes birmanos pese a la decisión horas antes de un tribunal de detener la medida tras aceptar un recurso presentado por las oenegés Amnistía Internacional (AI) y Asylum Access.

El director del Departamento de Inmigración, Khairul Dzaimee Daud, afirmó en un comunicado que los inmigrantes fueron enviados de vuelta en tres naves de la Marina birmana que partieron de la base naval Lumut, a unos 150 kilómetros al norte de Kuala Lumpur.

AI recordó, al presentar el recurso, que los inmigrantes van a volver a un país donde se están registrando violaciones de derechos humanos después de que el Ejército diera un golpe de Estado y detuviera al Gobierno de Aung San Suu Kyi.

Daud insistió en que se trata de inmigrantes ilegales que han accedido a regresar a Birmania de forma voluntaria y recalcó que entre los deportados no figura ningún refugiado de la etnia rohinyá, discriminada en Birmania, ni ningún solicitante de asilo.

El director de Inmigración no aclaró si alguno de los inmigrantes que estaban retenidos en centro de detención desde 2020 ha permanecido en Malasia, aunque las cifras iniciales hablaban de en torno a 1.200 inmigrantes birmanos y finalmente han sido 1.086 los expulsados.

El anuncio del gobierno malasio se produjo horas después de que el Tribunal Superior de Kuala Lumpur decidiera parar temporalmente la deportación y programara una vista para la mañana del miércoles donde iba a decidir sobre la expulsión.

Antes de conocer la decisión, AI denunció los planes del gobierno malasio y recordó que las deportaciones realizadas sin transparencia contravienen las obligaciones del país de respetar los derechos de los migrantes y refugiados y ponen en riesgo sus vidas.

Aunque se ha comprometido a respetar a todos aquellos que presenten una tarjeta de refugiados de la Alta Comisión de la ONU para Refugiados, Malasia no ha permitido a este organismo entrar en centros de detención de inmigrantes desde agosto de 2019, por lo que no ha podido identificar a los buscadores de asilo.

Malasia anunció este martes que ha deportado 1.086 inmigrantes birmanos pese a la decisión horas antes de un tribunal de detener la medida tras aceptar un recurso presentado por las oenegés Amnistía Internacional (AI) y Asylum Access.

El director del Departamento de Inmigración, Khairul Dzaimee Daud, afirmó en un comunicado que los inmigrantes fueron enviados de vuelta en tres naves de la Marina birmana que partieron de la base naval Lumut, a unos 150 kilómetros al norte de Kuala Lumpur.

AI recordó, al presentar el recurso, que los inmigrantes van a volver a un país donde se están registrando violaciones de derechos humanos después de que el Ejército diera un golpe de Estado y detuviera al Gobierno de Aung San Suu Kyi.

Daud insistió en que se trata de inmigrantes ilegales que han accedido a regresar a Birmania de forma voluntaria y recalcó que entre los deportados no figura ningún refugiado de la etnia rohinyá, discriminada en Birmania, ni ningún solicitante de asilo.

El director de Inmigración no aclaró si alguno de los inmigrantes que estaban retenidos en centro de detención desde 2020 ha permanecido en Malasia, aunque las cifras iniciales hablaban de en torno a 1.200 inmigrantes birmanos y finalmente han sido 1.086 los expulsados.

El anuncio del gobierno malasio se produjo horas después de que el Tribunal Superior de Kuala Lumpur decidiera parar temporalmente la deportación y programara una vista para la mañana del miércoles donde iba a decidir sobre la expulsión.

Antes de conocer la decisión, AI denunció los planes del gobierno malasio y recordó que las deportaciones realizadas sin transparencia contravienen las obligaciones del país de respetar los derechos de los migrantes y refugiados y ponen en riesgo sus vidas.

Aunque se ha comprometido a respetar a todos aquellos que presenten una tarjeta de refugiados de la Alta Comisión de la ONU para Refugiados, Malasia no ha permitido a este organismo entrar en centros de detención de inmigrantes desde agosto de 2019, por lo que no ha podido identificar a los buscadores de asilo.

Local

Encabeza Kuri entrega del distintivo Sin Brechas

A 39 empresas que implementan acciones encaminadas a promover la igualdad laboral y el empoderamiento de las mujeres

Local

Anuncian Primer Encuentro de Negocios con el Sector Turismo

Será los días 29 y 30 de noviembre en el Querétaro Centro de Congresos y permitirá vincular a proveedores locales con empresas turísticas

Local

Entregan uniformes deportivos a 850 niños y jóvenes de El Marqués

Forman parte de las academias y torneos de futbol del Instituto del Deporte y Cultura (INDECU)

Deportes

Sigue entrenando la categoría juvenil

Pioneros está conformando un equipo de gran calidad, por lo que el fin de semana hicieron su segundo tryout

Policiaca

Hombre intentó atentar contra su vida

Fue reportado cuando al ser visualizado en un puente peatonal de la colonia La Cruz

Política

Acabar con el tráfico de personas en las fronteras, pide AMLO a gobernadores

Alejandro Murat declaró, al salir de la reunión en Palacio Nacional, que se habló de la problemática migratoria y de los avances que hay en las diferentes entidades del país

Mundo

Más de 3.000 civiles evacuados del este de Ucrania en una semana

Kiev presiona desde hace meses a los civiles para que abandonen el área

Ecología

Investigadores estudian impacto ambiental de productos vendidos en supermercados

Los investigadores, que esperan que su estudio pueda ayudar a los consumidores a comprar de manera más sostenible

Ecología

Julio de 2022 fue uno de los más cálidos jamás registrados (ONU)

En general, la temperatura registrada en el último mes superó la registrada en el mes julio durante el período de referencia 1991-2020 en 0,4°C