/ miércoles 4 de diciembre de 2019

Trovafest 2019 | Juglares del siglo XXI

La simbiosis entre músico y poeta se dejará ver de nuevo este 7 y 8 de diciembre en Querétaro, con la participación de grandes exponentes de la trova a nivel local, nacional y de otros países

Como aquellos artistas ambulantes de la edad media, que viajaban de pueblo en pueblo deleitando a la gente con sus canciones y versos, el 7 y 8 de diciembre llegarán a Querétaro cantautores de diferentes países para participar en la sexta edición del Trovafest: “La fiesta más importante de la Trova”, dice su organizador e impulsor, Édgar Oceransky; quien más allá de ver a la trova como un género musical, la percibe desde su significado más primario, como la acción de cantar versos desde diferentes aproximaciones, ya sea exaltando la belleza de la cotidianidad, desde el amor, o lo contestatario.

Desde su primera edición, por su escenario han transitado artistas de talla internacional como Luis Eduardo Aute, Armando Manzanero, Manuel Medrano, Francisco Céspedes, Jorge Drexler, Eugenia León y Fernando Delgadillo, además de creadores locales que, gracias al festival, han podido dar a conocer su música y abrirse paso en el medio.

Este año, los cubanos Pablo Milanés y Carlos Varela, así como el colombiano Andrés Cepeda, el mexicano Fernando Delgadillo y el peruano Gian Marco serán los headliners del Trovafest, donde además de cantautores mexicanos, participarán 20 artistas de ocho países.

Entre los exponentes locales destaca la presencia de Bego Cors y Adriana Cuaduro, así como Juan Carreón, quien el año pasado celebró 25 años de carrera y fue homenajeado en la Universidad Autónoma de Querétaro por su labor docente y la formación de varias generaciones de cantautores en el país.

“La canción es a veces la punta del iceberg”, Juan Carreón

Juan Carreón prende un cigarro y se arrellana en el sillón de un estudio fotográfico de la ciudad. Pese a la seguridad que destila al hablar, el cantautor queretano asevera ser una persona muy tímida y más cuando hay cámaras a su alrededor: “resulta que el carácter nunca se quita”, dice con sonrisa discreta tras darle a su tabaco una profunda bocanada.

Como parte del line up del Trovafest, el autor de “Ojos con sal” y “Dame tu corazón” interpretará algunos de los temas de su último proyecto discográfico “Pólvora y flores”, y dará lectura a varios de los textos que precedieron su creación.

“La canción a veces es la punta de un iceberg, es solo una parte… por eso en esta ocasión voy a enseñar los textos que acompañaron las ideas primigenias de las canciones”, dice, detallando que en su presentación intercalará las diferentes canciones con la lectura de ese material.

Sobre el nombre de la nueva producción, explica que tiene que ver tanto con la realidad del país “lleno de pólvora y flores” como con su propia vida, pues cuando arrancó con el proyecto, justo pasaba por un divorcio y los fallecimientos de sus amigos, el escritor Hugo Gutiérrez Vega y Lucinda Ruiz Posada, “mi segunda madre”.

Con raíces profundas en el son cubano, el bolero y la rumba, platica que el disco se grabó a pedazos pero con un nivel de intimidad poco común, y varios de los temas que lo componen le llevaron cerca de 20 años concluirlas, “pues hay canciones que tardan en madurar lo mismo que uno”.

“Y, ¿de qué hablas en este nuevo álbum?”, le inquiere su interlocutora.

Foto: Cortesía | Demián Chávez

- Digamos que es la síntesis de todos esos años que me dediqué a ser instructor de poesía y música para jóvenes sobrevivientes de la guerra del narco, así como para mujeres y niñas rescatadas de la trata; para gente que vive violencia familiar en zonas marginales, cárceles y centros de desintoxicación.

No obstante, agrega que el proyecto discurre también sobre la inmensa capacidad que tiene el humano para la amistad y el amor, también versa sobre el contacto con la belleza, el asombro y el entusiasmo… “lo junté todo en un solo disco y así quedó”.

Pólvora y Flores comenzó a gestarse en el estudio de Édgar Oceransky, quien ayudó al cantautor a grabar y elegir varios de los temas que integran esta antología. Como si fuese el soundtrack de la vida del autor “está llena de países, ciudades, calles y de algunas frases que se escribieron en España, Ciudad Juárez, Nogales, Tapachula; digamos que retrata mi peregrinar por los parajes donde crecieron mis canciones”.

Actualmente el autor dedica su tiempo a dar talleres y conferencias sobre su labor docente, “de hecho he dejado a un lado mi carrera como cantautor para llevar a una síntesis óptima el trabajo de 20 años como docente, así como la metodología que diseñé para poder hacerlo”.

Como resultado, adelanta que pronto dará a conocer un nuevo proyecto discográfico, pero esta vez no con sus canciones, sino con las composiciones de los alumnos que ha acompañado durante ese proceso, “ ya son más de 500 y de esas estamos escogiendo algunos temas para hacerlo”.

Posiblemente el disco lleve por nombre “Voz desde las entrañas de México”, y se dé a conocer a través de las voces de grandes trovadores latinoamericanos como Soria Jiménez, el mismo Oceransky y Pedro Guerra.

“Busco que las personas que han sufrido mucho resignifiquen una parte de su vida, y al hacerlo intervengan en la vida desde un punto de vista que no sean la delincuencia, la tristeza absoluta o la desesperanza… en mi caso ha sido así”, dice el autor, aseverando que eso también es hacer política, “pues la política es la búsqueda del bien común.”

“Una canción puede ablandar el corazón de un hombre”, Carlos Varela

“Sueño con muchas Cubas. Desde que comencé a escribir canciones he sido incómodo para el poder”, dice el cantautor cubano Carlos Varela, quien tras pasar diez años alejado de los estudios de grabación, regresó el pasado 8 de noviembre con “El grito mudo” bajo el brazo; un álbum que habla del silencio, el miedo y el abandono, y que presentará en la edición del Trovafest de este año.

El disco comienza con una canción que se llama ‘Why not?’, donde el artista canta a la necesidad de cambiar:

“Aunque a todas luces vienen malos tiempos

y aunque al final,

somos culpables del silencio, rezaré mi oración:

Por otros dioses!

Otras cruces!

Otras voces!

Otras luces!

Why not?”.

Con voz firme y cálida como las costas de su país, el cantautor de 56 años asegura que se trata del mejor disco que ha hecho en su carrera. Hace dos años comenzó a bocetar y componer la música, “es casi como hacer un viaje de 57 minutos. Gira alrededor de El Grito Mudo, una canción inspirada en una historia real, en la de Lucía; una chica de 13 años que dibujó en su diario cómo se iba a suicidar al día siguiente en venganza de sus acosadores. El bullying ha existido siempre (…) el cyber bullying es un fenómeno que está golpeando distintas parte del mundo, incluso Cuba y asombra siempre a los padres que muchachos de 13 y 14 años se estén quitando la vida”.

Foto: Cortesía | Carlos Varela

Para Varela, escribir canciones es una forma de terapia, que le permite no volverse loco con lo que vive y escucha a diario en su país, y el resto del mundo.

Censurado en varias ocasiones por sus letras, manifiesta que no dejará de incomodar o causar polémica con sus composiciones, hasta que “Cuba esté a la altura de la potencialidad que tiene (…) Yo sé que esa crisis no la puede arreglar una canción, pero por lo menos una canción puede ablandar el corazón de un hombre”.

Con nueve proyectos discográficos en su haber, Carlos Varela es considerado en el mundo como uno de los principales exponentes de la nueva trova cubana, al lado de Santiago Feliú y Frank Delgado. Ha realizado giras junto a Silvio Rodríguez, Joaquín Sabina y Pablo Milanés, y recibido el premio ONDAS en España como Artista Revelación por su álbum “Como los peces” (1995).

Sus temas han sido interpretados por artistas de la talla de Miguel Bosé y utilizadas en comerciales y películas como “El hombre en llamas”, cuyo final fue sonorizado con el tema “Una palabra” (2000).

Por segunda ocasión el cantautor formará parte del Trovafest, noticia que celebra; pues asegura que “lo único que no se ha podido piratear son los conciertos en directo”, y eso es lo que sigue manteniendo vivos los proyectos de los artistas actuales.

Como aquellos artistas ambulantes de la edad media, que viajaban de pueblo en pueblo deleitando a la gente con sus canciones y versos, el 7 y 8 de diciembre llegarán a Querétaro cantautores de diferentes países para participar en la sexta edición del Trovafest: “La fiesta más importante de la Trova”, dice su organizador e impulsor, Édgar Oceransky; quien más allá de ver a la trova como un género musical, la percibe desde su significado más primario, como la acción de cantar versos desde diferentes aproximaciones, ya sea exaltando la belleza de la cotidianidad, desde el amor, o lo contestatario.

Desde su primera edición, por su escenario han transitado artistas de talla internacional como Luis Eduardo Aute, Armando Manzanero, Manuel Medrano, Francisco Céspedes, Jorge Drexler, Eugenia León y Fernando Delgadillo, además de creadores locales que, gracias al festival, han podido dar a conocer su música y abrirse paso en el medio.

Este año, los cubanos Pablo Milanés y Carlos Varela, así como el colombiano Andrés Cepeda, el mexicano Fernando Delgadillo y el peruano Gian Marco serán los headliners del Trovafest, donde además de cantautores mexicanos, participarán 20 artistas de ocho países.

Entre los exponentes locales destaca la presencia de Bego Cors y Adriana Cuaduro, así como Juan Carreón, quien el año pasado celebró 25 años de carrera y fue homenajeado en la Universidad Autónoma de Querétaro por su labor docente y la formación de varias generaciones de cantautores en el país.

“La canción es a veces la punta del iceberg”, Juan Carreón

Juan Carreón prende un cigarro y se arrellana en el sillón de un estudio fotográfico de la ciudad. Pese a la seguridad que destila al hablar, el cantautor queretano asevera ser una persona muy tímida y más cuando hay cámaras a su alrededor: “resulta que el carácter nunca se quita”, dice con sonrisa discreta tras darle a su tabaco una profunda bocanada.

Como parte del line up del Trovafest, el autor de “Ojos con sal” y “Dame tu corazón” interpretará algunos de los temas de su último proyecto discográfico “Pólvora y flores”, y dará lectura a varios de los textos que precedieron su creación.

“La canción a veces es la punta de un iceberg, es solo una parte… por eso en esta ocasión voy a enseñar los textos que acompañaron las ideas primigenias de las canciones”, dice, detallando que en su presentación intercalará las diferentes canciones con la lectura de ese material.

Sobre el nombre de la nueva producción, explica que tiene que ver tanto con la realidad del país “lleno de pólvora y flores” como con su propia vida, pues cuando arrancó con el proyecto, justo pasaba por un divorcio y los fallecimientos de sus amigos, el escritor Hugo Gutiérrez Vega y Lucinda Ruiz Posada, “mi segunda madre”.

Con raíces profundas en el son cubano, el bolero y la rumba, platica que el disco se grabó a pedazos pero con un nivel de intimidad poco común, y varios de los temas que lo componen le llevaron cerca de 20 años concluirlas, “pues hay canciones que tardan en madurar lo mismo que uno”.

“Y, ¿de qué hablas en este nuevo álbum?”, le inquiere su interlocutora.

Foto: Cortesía | Demián Chávez

- Digamos que es la síntesis de todos esos años que me dediqué a ser instructor de poesía y música para jóvenes sobrevivientes de la guerra del narco, así como para mujeres y niñas rescatadas de la trata; para gente que vive violencia familiar en zonas marginales, cárceles y centros de desintoxicación.

No obstante, agrega que el proyecto discurre también sobre la inmensa capacidad que tiene el humano para la amistad y el amor, también versa sobre el contacto con la belleza, el asombro y el entusiasmo… “lo junté todo en un solo disco y así quedó”.

Pólvora y Flores comenzó a gestarse en el estudio de Édgar Oceransky, quien ayudó al cantautor a grabar y elegir varios de los temas que integran esta antología. Como si fuese el soundtrack de la vida del autor “está llena de países, ciudades, calles y de algunas frases que se escribieron en España, Ciudad Juárez, Nogales, Tapachula; digamos que retrata mi peregrinar por los parajes donde crecieron mis canciones”.

Actualmente el autor dedica su tiempo a dar talleres y conferencias sobre su labor docente, “de hecho he dejado a un lado mi carrera como cantautor para llevar a una síntesis óptima el trabajo de 20 años como docente, así como la metodología que diseñé para poder hacerlo”.

Como resultado, adelanta que pronto dará a conocer un nuevo proyecto discográfico, pero esta vez no con sus canciones, sino con las composiciones de los alumnos que ha acompañado durante ese proceso, “ ya son más de 500 y de esas estamos escogiendo algunos temas para hacerlo”.

Posiblemente el disco lleve por nombre “Voz desde las entrañas de México”, y se dé a conocer a través de las voces de grandes trovadores latinoamericanos como Soria Jiménez, el mismo Oceransky y Pedro Guerra.

“Busco que las personas que han sufrido mucho resignifiquen una parte de su vida, y al hacerlo intervengan en la vida desde un punto de vista que no sean la delincuencia, la tristeza absoluta o la desesperanza… en mi caso ha sido así”, dice el autor, aseverando que eso también es hacer política, “pues la política es la búsqueda del bien común.”

“Una canción puede ablandar el corazón de un hombre”, Carlos Varela

“Sueño con muchas Cubas. Desde que comencé a escribir canciones he sido incómodo para el poder”, dice el cantautor cubano Carlos Varela, quien tras pasar diez años alejado de los estudios de grabación, regresó el pasado 8 de noviembre con “El grito mudo” bajo el brazo; un álbum que habla del silencio, el miedo y el abandono, y que presentará en la edición del Trovafest de este año.

El disco comienza con una canción que se llama ‘Why not?’, donde el artista canta a la necesidad de cambiar:

“Aunque a todas luces vienen malos tiempos

y aunque al final,

somos culpables del silencio, rezaré mi oración:

Por otros dioses!

Otras cruces!

Otras voces!

Otras luces!

Why not?”.

Con voz firme y cálida como las costas de su país, el cantautor de 56 años asegura que se trata del mejor disco que ha hecho en su carrera. Hace dos años comenzó a bocetar y componer la música, “es casi como hacer un viaje de 57 minutos. Gira alrededor de El Grito Mudo, una canción inspirada en una historia real, en la de Lucía; una chica de 13 años que dibujó en su diario cómo se iba a suicidar al día siguiente en venganza de sus acosadores. El bullying ha existido siempre (…) el cyber bullying es un fenómeno que está golpeando distintas parte del mundo, incluso Cuba y asombra siempre a los padres que muchachos de 13 y 14 años se estén quitando la vida”.

Foto: Cortesía | Carlos Varela

Para Varela, escribir canciones es una forma de terapia, que le permite no volverse loco con lo que vive y escucha a diario en su país, y el resto del mundo.

Censurado en varias ocasiones por sus letras, manifiesta que no dejará de incomodar o causar polémica con sus composiciones, hasta que “Cuba esté a la altura de la potencialidad que tiene (…) Yo sé que esa crisis no la puede arreglar una canción, pero por lo menos una canción puede ablandar el corazón de un hombre”.

Con nueve proyectos discográficos en su haber, Carlos Varela es considerado en el mundo como uno de los principales exponentes de la nueva trova cubana, al lado de Santiago Feliú y Frank Delgado. Ha realizado giras junto a Silvio Rodríguez, Joaquín Sabina y Pablo Milanés, y recibido el premio ONDAS en España como Artista Revelación por su álbum “Como los peces” (1995).

Sus temas han sido interpretados por artistas de la talla de Miguel Bosé y utilizadas en comerciales y películas como “El hombre en llamas”, cuyo final fue sonorizado con el tema “Una palabra” (2000).

Por segunda ocasión el cantautor formará parte del Trovafest, noticia que celebra; pues asegura que “lo único que no se ha podido piratear son los conciertos en directo”, y eso es lo que sigue manteniendo vivos los proyectos de los artistas actuales.

Local

Lanza el PRI su plan de movilidad

Nos preparamos para darle seguimiento cuando ganemos, declara Paul Ospital

Local

No hay dinero para tranvía, aclara Nava

El municipio continuará trabajando en el proyecto para la construcción de un tranvía, aunque en este momento no cuenta con los recursos

Local

No llega carretera ofrecida por AMLO

Estaré pendiente de lo que BANOBRAS resuelva para llevar a cabo el proyecto que el presidente me autorizó desde hace un año; Francisco Domínguez

Local

Si quieren faltar, que pidan días económicos

Maestras no tendrán día libre el 9 de marzo pero son libres de sumarse al paro, dice Botello

Celebridades

Ricky Martin inauguró Viña del Mar

Festival arrancó pese a que manifestantes se opusieron a la celebración del festival musical más importante de América Latina

Círculos

Voluntariado CANACINTRA Querétaro

Se convocó a otras organizaciones a participar en el evento con el propósito de crear sinergia a la problemática actual contra las mujeres

Local

Sí de la capital al tren rápido

Ofrece Nava toda su colaboración al Gobierno federal para reanudar el proyecto

Local

Incorporan fruta en desayunos escolares

El DIF municipal incorporó los desayunos en beneficio de más de 5 mil niños y niñas de 161 centros escolares

Local

Respeto por los símbolos patrios

Encabezan Luis Nava y Arahí Domínguez concurso de escoltas preescolares del DIF municipal