/ martes 31 de octubre de 2023

La Llorona, un lamento perturbador 

Su gemido escalofriante fue asociado con el mal augurio de la invasión española al imperio Azteca; una historia repleta de mitos, dolor y misterio 


“La Llorona” ha sido la leyenda de muchos cuentos terroríficos que se han contado por generaciones; en el antiguo Querétaro se decía que la mujer de cabellos negros, largos, enmarañados con un vestido blanco, "volaba" por el río que dividía la ciudad a la "otra banda", también se creía que pasaba por el Camino Real, la misma calle principal de la hoy colonia San Pablo, en Tlacote, se dice también se escuchaban sus lamentos en busca de sus hijos.

Según el investigador del Instituto de Antropología de la UNAM, Jaime Manuel Ortega Guevara, en la época prehispánica la Llorona era considerada una Cihuateteo, asociada a las mujeres que morían al dar a luz, quienes acompañaban al sol.

Refiere además que al final del imperio azteca, la identidad de este personaje recayó en Cihuacóatl, diosa protectora de las Cihuateteo, quien recorría las calles profiriendo lamentos, lo cual se asoció con el augurio de la invasión española.

La Llorona es asociada a la famosa Malinche, aquella mujer que sirvió de lengua entre los españoles y los aztecas, quien al ser traicionada por Hernán Cortés y al verse en medio de su pueblo donde los guerreros aztecas yacían tirados en medio de la sangre, con la afrenta de ser derrotados y su imperio profanado, enloquecida de dolor su alma recorría el lago y todo el territorio, hasta llegar a la Plaza Mayor entre la oscura noche y en su trayecto con escalofriantes y lastimeros lamentos gritaba: ¡Hijitos míos, ¿En dónde los esconderé?!, o en otras versiones se dice los chillidos evocaban a su arrepentimiento: ¡Ay hijitos míos, ¿Qué les han hecho?!.

Gritos de dolor por una traición. Foto: Miriam Martínez | Diario de Querétaro

FUNESTOS PRESAGIOS

Pero la leyenda va más allá de la mujer que enloqueció y cegada por el dolor privó de la vida a sus hijos, para después ella hacer lo mismo y en castigo su alma quedó condenada a estar en la tierra buscándolos, sin encontrar nunca la paz. El historiador Miguel León Portilla, en su relato "Visión de los vencidos", menciona que los lamentos de La Llorona existieron antes de la llegada de los españoles y fueron un mal augurio entre los mexicas que les revelaba su catastrófico final, en el texto León Portilla, recopiló los testimonios sobre aquellas señales que aparecieron como el incendio del templo del Dios Huitzilopochtli.

Busca a sus hijos la qué también fue conocida como la Malinche. Foto: Miriam Martínez | Diario de Querétaro

En los relatos de la mitología Azteca se dice que era una entidad guerrera, que fue quien molió los huesos que trajo Quetzalcóatl del Mictlán para crear a la humanidad. Esta es madre de Mixcóatl, al que abandonó en una encrucijada de caminos y cuando regresó por él ya no estaba, por eso se lamentaría. La leyenda indica que el espíritu regresa en medio de la oscura noche para llorar por su hijo perdido, pero solo encuentra un cuchillo de sacrificios y es este mismo elemento con el que muchos han representado a la Llorona, con un cuchillo en su mano.

➡️ Si quieres recibir las noticias en tu Whatsapp, envía la palabra ALTA

El investigador refiere que la historia de la Llorona se documenta desde 1550 cuando Fray Bernardino de Sahagún recogió la leyenda de Chocacíhuatl en su obra monumental Historia general de las cosas de Nueva España (1540-1585) e identificó a este personaje con la diosa Cihuacóatl. Según refiere el Códice Aubin, Cihuacóatl fue una de las dos deidades que acompañaron a los mexicas durante su peregrinación en busca de Aztlán.

Diosa mexica recolectora de almas. Foto: Miriam Martínez | Diario de Querétaro


“La Llorona” ha sido la leyenda de muchos cuentos terroríficos que se han contado por generaciones; en el antiguo Querétaro se decía que la mujer de cabellos negros, largos, enmarañados con un vestido blanco, "volaba" por el río que dividía la ciudad a la "otra banda", también se creía que pasaba por el Camino Real, la misma calle principal de la hoy colonia San Pablo, en Tlacote, se dice también se escuchaban sus lamentos en busca de sus hijos.

Según el investigador del Instituto de Antropología de la UNAM, Jaime Manuel Ortega Guevara, en la época prehispánica la Llorona era considerada una Cihuateteo, asociada a las mujeres que morían al dar a luz, quienes acompañaban al sol.

Refiere además que al final del imperio azteca, la identidad de este personaje recayó en Cihuacóatl, diosa protectora de las Cihuateteo, quien recorría las calles profiriendo lamentos, lo cual se asoció con el augurio de la invasión española.

La Llorona es asociada a la famosa Malinche, aquella mujer que sirvió de lengua entre los españoles y los aztecas, quien al ser traicionada por Hernán Cortés y al verse en medio de su pueblo donde los guerreros aztecas yacían tirados en medio de la sangre, con la afrenta de ser derrotados y su imperio profanado, enloquecida de dolor su alma recorría el lago y todo el territorio, hasta llegar a la Plaza Mayor entre la oscura noche y en su trayecto con escalofriantes y lastimeros lamentos gritaba: ¡Hijitos míos, ¿En dónde los esconderé?!, o en otras versiones se dice los chillidos evocaban a su arrepentimiento: ¡Ay hijitos míos, ¿Qué les han hecho?!.

Gritos de dolor por una traición. Foto: Miriam Martínez | Diario de Querétaro

FUNESTOS PRESAGIOS

Pero la leyenda va más allá de la mujer que enloqueció y cegada por el dolor privó de la vida a sus hijos, para después ella hacer lo mismo y en castigo su alma quedó condenada a estar en la tierra buscándolos, sin encontrar nunca la paz. El historiador Miguel León Portilla, en su relato "Visión de los vencidos", menciona que los lamentos de La Llorona existieron antes de la llegada de los españoles y fueron un mal augurio entre los mexicas que les revelaba su catastrófico final, en el texto León Portilla, recopiló los testimonios sobre aquellas señales que aparecieron como el incendio del templo del Dios Huitzilopochtli.

Busca a sus hijos la qué también fue conocida como la Malinche. Foto: Miriam Martínez | Diario de Querétaro

En los relatos de la mitología Azteca se dice que era una entidad guerrera, que fue quien molió los huesos que trajo Quetzalcóatl del Mictlán para crear a la humanidad. Esta es madre de Mixcóatl, al que abandonó en una encrucijada de caminos y cuando regresó por él ya no estaba, por eso se lamentaría. La leyenda indica que el espíritu regresa en medio de la oscura noche para llorar por su hijo perdido, pero solo encuentra un cuchillo de sacrificios y es este mismo elemento con el que muchos han representado a la Llorona, con un cuchillo en su mano.

➡️ Si quieres recibir las noticias en tu Whatsapp, envía la palabra ALTA

El investigador refiere que la historia de la Llorona se documenta desde 1550 cuando Fray Bernardino de Sahagún recogió la leyenda de Chocacíhuatl en su obra monumental Historia general de las cosas de Nueva España (1540-1585) e identificó a este personaje con la diosa Cihuacóatl. Según refiere el Códice Aubin, Cihuacóatl fue una de las dos deidades que acompañaron a los mexicas durante su peregrinación en busca de Aztlán.

Diosa mexica recolectora de almas. Foto: Miriam Martínez | Diario de Querétaro

Elecciones 2024

Arturo Torres promete fuerza y orden

Mejorarán los programas sociales, dice el candidato a diputado local

Elecciones 2024

Alistan 25 camiones al cierre de Claudia Sheinbaum

La dirigente estatal de Morena, Benítez Estrada, señaló que los transportes serán pagados con recursos propios

Elecciones 2024

Lorena García prevé un triunfo de Xóchitl Gálvez

Clases medias y los jóvenes están dando vuelco, dice candidata a diputada federal

Círculos

Queretanos tienen ya a María Desatanudos

La advocación a la Santísima Virgen de la Inmaculada Concepción, tiene ya su capilla en la capital queretana. Conoce la historia y los poderosos milagros de esta divinidad

Local

Desmienten rumores de avionetas antilluvia

Las autoridades competentes mantienen un control estricto en el tema de la aviación, informó la Segob

Local

Entregan medallas “Atenas”

Ana Paola López Birlain, diputada presidenta de la Mesa Directiva y presidenta de la Comisión de educación y cultura de la LX Legislatura, destacó la importancia de promover el talento y la perseverancia