/ sábado 1 de agosto de 2020

Salud mental. El punto de partida

Recuerdo que hace unos años vi un documental sobre Leopoldo María Panero -poeta español que estuvo internado padeciendo de esquizofrenia por 3 décadas en diversos hospitales psiquiátricos – en el que terminando la jornada, y él entrando al manicomio, espetó a la cámara una especie de advertencia diciendo que los que estamos realmente recluidos somos nosotros, los de afuera.

En ese momento debo confesar que dicha frase no tuvo ninguna implicación en mi memoria hasta hace unos meses en los que derivado del confinamiento he venido reflexionando sobre los retos y problemáticas que enfrentamos; y donde la salud mental se posiciona como uno de los principales focos de atención.

La Salud Mental no es un tema objeto de idealización poética o una muestra de fragilidad generacional. Tampoco es agenda de sociedades insípidas que han alcanzado cierto nivel de bienestar. No es algo que deba pasar inadvertido por las prioridades que nos impone la coyuntura actual, sino el punto de partida que debe trazarnos una ruta de sensibilización -personal y colectiva- en este proceso histórico de revalorización de lo público y lo privado.

Es un fenómeno complejo con muchos factores, que antes de la pandemia se posicionaba como uno de los principales focos de atención en la agenda multilateral de salud pública, ya que los costos asociados a trastornos mentales cuestan a la economía mundial más de un billón de dólares al año. La depresión, por ejemplo, es una enfermedad que tiene una incidencia sobre 300 millones de personas en el mundo. Estadísticamente, afecta más a la mujer y tiene una prevalencia de 1.5 a 2 veces más entre las personas de bajos ingresos de la población.

En México, este padecimiento es sufrido de manera frecuente por 12.4 % de la población, señala el INEGI. De las mismas cifras, alrededor de 2.86 millones de personas afirman tomar medicamentos como ansiolíticos -sin tomar en cuenta también la falta de diagnóstico adecuado, atención, subreportaje o la automedicación-. Adicionalmente, en nuestra entidad se estima que más de 200 mil personas sufren depresión diagnosticada.

Es indudable que la pandemia ha tenido y tendrá un impacto considerable en la Salud Mental de todos nosotros. Es una situación sobre la que debemos ser conscientes y atajar de inmediato tanto con acciones individuales, medidas laborales, sociales y políticas públicas; en todos los niveles y para todas las edades ¿o cómo pretenderemos buscar una nueva normalidad si partimos de que no será nueva, ni será normal?

Recuerdo que hace unos años vi un documental sobre Leopoldo María Panero -poeta español que estuvo internado padeciendo de esquizofrenia por 3 décadas en diversos hospitales psiquiátricos – en el que terminando la jornada, y él entrando al manicomio, espetó a la cámara una especie de advertencia diciendo que los que estamos realmente recluidos somos nosotros, los de afuera.

En ese momento debo confesar que dicha frase no tuvo ninguna implicación en mi memoria hasta hace unos meses en los que derivado del confinamiento he venido reflexionando sobre los retos y problemáticas que enfrentamos; y donde la salud mental se posiciona como uno de los principales focos de atención.

La Salud Mental no es un tema objeto de idealización poética o una muestra de fragilidad generacional. Tampoco es agenda de sociedades insípidas que han alcanzado cierto nivel de bienestar. No es algo que deba pasar inadvertido por las prioridades que nos impone la coyuntura actual, sino el punto de partida que debe trazarnos una ruta de sensibilización -personal y colectiva- en este proceso histórico de revalorización de lo público y lo privado.

Es un fenómeno complejo con muchos factores, que antes de la pandemia se posicionaba como uno de los principales focos de atención en la agenda multilateral de salud pública, ya que los costos asociados a trastornos mentales cuestan a la economía mundial más de un billón de dólares al año. La depresión, por ejemplo, es una enfermedad que tiene una incidencia sobre 300 millones de personas en el mundo. Estadísticamente, afecta más a la mujer y tiene una prevalencia de 1.5 a 2 veces más entre las personas de bajos ingresos de la población.

En México, este padecimiento es sufrido de manera frecuente por 12.4 % de la población, señala el INEGI. De las mismas cifras, alrededor de 2.86 millones de personas afirman tomar medicamentos como ansiolíticos -sin tomar en cuenta también la falta de diagnóstico adecuado, atención, subreportaje o la automedicación-. Adicionalmente, en nuestra entidad se estima que más de 200 mil personas sufren depresión diagnosticada.

Es indudable que la pandemia ha tenido y tendrá un impacto considerable en la Salud Mental de todos nosotros. Es una situación sobre la que debemos ser conscientes y atajar de inmediato tanto con acciones individuales, medidas laborales, sociales y políticas públicas; en todos los niveles y para todas las edades ¿o cómo pretenderemos buscar una nueva normalidad si partimos de que no será nueva, ni será normal?

Local

Una de cada diez personas presenta alteraciones de glucosa

Debido a los malos hábitos alimenticios y falta de actividad física, informó la delegación estatal del IMSS

Local

Recolectan 10 millones de tapitas

A través de la campaña de Acción Juvenil realizada del seis de julio al ocho de agosto

Local

Verano “muerto” para los hoteleros

Dos centros de hospedaje ya cerraron o cambiaron de administración a causa de la contingencia sanitaria

En el ring

Covid retrasa pelea entre Mike Tyson y Roy Jones Jr.

El excampeón mundial de peso pesado dijo que la pelea ya no será el 12 de septiembre como se tenía planeado

Local

Nava analiza reapertura de bares, cantinas y salones de fiestas

En los próximos días tendrán el listo el estudio sobre la viabilidad de autorizar o no esta apertura temporal, y determinar si es necesario que la propuesta pase por la autorización del cabildo

Policiaca

Joven sufre volcadura en la 200

Según testigos, este conductor de un auto compacto, viajaba a exceso de velocidad

Celebridades

Entre cubrebocas y medidas sanitarias, así ensayan los Premios Juventud

Univision está gastando muchísimo dinero para asegurarse de que todos los que participan este año se mantengan sanos

Policiaca

Se estaciona en carriles de alta

Un hombre de unos 65 años de edad aprovechó que le tocó el semáforo en rojo en esta intersección, para bajarse, cruzar la avenida Zaragoza y acudir a una tienda de conveniencia

Finanzas

Por Covid, 65% de jóvenes latinoamericanos atrasarán sus estudios: OIT

Afirmó la OIT que la situación ha sido aún peor para los jóvenes que viven en los países de ingresos más bajos